Inicio Columnistas De Primera……..

De Primera……..

por Joel Cárdenas

Por Arabela García…. 23 de octubre de 2021
México con dos años consecutivos de salidas de capital
Han salido del país 259 mil millones de pesos de inversión extranjera
Le falta dignidad al intelecto de los mexicanos

Cada día México se queda sin capitales la migración de dinero hacia otros países es una
verdad vista por todos, las políticas públicas del gobierno federal, los cambios que se
pretenden y se dan desde una perspectiva arcaica generan que los empresarios opten
por salirse e invertir en otros países; tan solo en Texas con 200 mil dólares puedes
empezar una nueva vida con mayor estabilidad y mejores oportunidades de crecimiento y
además con una visa de residente.
Los jóvenes que terminan una carrera, con idiomas, preparación académica suficiente
buscan alternativas en los países del primer mundo, donde por lo menos tengan la
esperanza de mejorar su vida venidera.
Canadá y Estados Unidos, son los países que ofrecen a jóvenes con carrera y un
segundo idioma, laborar sin problemas de incertidumbre, incluso otros se atreven y
traspasan otros como Alemania y China.
El 80 por ciento de la inversión en promedio es del sector empresarial si este no aporta al
país se genera desempleo y merma la economía, contra el 20 por ciento que aporta el
gobierno.
El cambio de reglas y el juego en cómo lleva el gobierno federal al país ha generado un
grave desplome en la inversión, si comparamos un año con el otro, vamos en caída libre.
En lo que va del 2021, el cual casi termina y hasta este mes, han salido 259 mil millones
de pesos, que equivale a 26 por ciento de lo que los extranjeros tenian invertidos en
México antes de la pandemia.
La peor salida se dio el años pasado con 257 mil millones de pesos; Al 12 de octubre, la
tenencia de valores gubernamentales en poder de extranjeros se ubicó en 1 billón 631
mil 722 millones de pesos, que es su menor nivel desde el 4 de agosto de 2013.
Los números nunca mienten porque ellos solo se mueven para sumar o restar pero su
valor no cambia, sin embargo lo que sí ha cambiado en México es que cada día la
pobreza apuntala a mayor personas y con ello el gobierno pretende mantener a cuota
los mexicanos a través de programas sociales en lugar de generar inversiones que
provoquen empleos bien pagados.
Sin haber nacido pobre pero si formado con una convicción de convertirse en un
dictador, el presidente ha convertido todas sus políticas públicas en un proyecto de
emociones en lugar de un gobierno de proposiciones, donde su palabra es la única que

debe prevalecer por arriba del beneficio colectivo y en esta obsesión piensa que todo es
corrupción, como si en su hechura inicial esto haya prevalecido en su andancia.
Sin lugar a dudas el ser humano es libre de crecer y formarse en diversos escenarios
pero también es una decisión de cambiar el mundo con una perspectiva de beneficio
colectivo, hay estructuras de acuerdo a la sociedad antropológica que no van a cambiar,
pero el presidente pretende meter en la mente de los mexicanos el odio el rencor y el
resentimiento, emociones que los van a estancar sin tomar decisiones.
Lo que hoy se vive es histórico, no vamos en avance, el retroceso no tiene que ver con
el dinero y demás, tiene que ver con las ideas y cuando estas no sirven para hacer
cambios, entonces el problema no es del presidente es de nosotros mismos.
 El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), llegó al poder con una
idea fija en la cabeza: por décadas, los gobiernos entregaron el patrimonio nacional a
empresas privadas y por eso los ricos terminaron siendo más ricos y los pobres, más
pobres.
A partir de esta convicción ha tomado decisiones que le han costado a México crecimiento
económico, empleos, huida de capitales, atractivo como destino de inversión y miles de
millones  en indemnizaciones y renegociaciones.
Si requerimos echar a andas las neuronas, parecemos maniquís al vals de la 4T y cada
elecciones ganan personas que no saben, que no están preparadas y solo van al
congreso a hacer circo maroma y teatro, dejemos de consumir lo que ya saben que nos
gusta y démosle un poco de dignidad a nuestro intelecto, así que el futuro de Tamaulipas
está en nuestras manos, mientras unos piensan que el próximo gobierno es de Morena,
otros aún creen que todo puede mejorar y debe mejorar; y aunque la moneda seguirá en
el aire es tiempo de reflexionar sobre lo que estamos viviendo en el país.
Aun cuando se critica algunos desaciertos del gobierno por temas tan obvios que los
genera en el día a día, hay gobierno municipales emanados de este partido que pueden y
están marcando la diferencia, incluso existen funcionarios federales y locales que si
pueden hacer el cambio, porque el hombre no nace con un partido nace con un destino y
ese lo va forjando de ahí el filósofo y ensayista José Ortega y Gasset, en su obra
Meditaciones del Quijote, escribió: «Yo soy yo y mi circunstancia y si no la salvo a ella no
me salvo yo»
Sugerencias y comentarios arabelagarcia01@hotmail.com

Related Articles